PRENSA: El ‘local’ que Salvador dejó libre antes de dimitir como alcalde de Granada

El exregidor firmó un decreto antes de su renuncia para trasladar la Agencia Albaicín a Casa de Zafra y dejar sitio en Horno de San Matías.

Granada Hoy, 02-08-2021

El punto número 41 del pleno municipal del mes de julio, una pregunta para contestación verbal formulada por la edil del grupo municipal de Unidas Podemos e Independientes, Elisa Cabrerizo Medina, relativa a estado de Decreto de 30 de junio de 2021 sobre cambio ubicación de la Agencia Albaicín, volvía a remover el avispero sobre uno de los asuntos candentes en el Ayuntamiento de Granada: la ubicación del exalcalde de la ciudad y exedil de Ciudadanos, Luis Salvador, para el desarrollo de sus competencias como concejal de la delegación de Proyectos estratégicos para Granada y Área Metropolitana, Anillo Verde, Internacionalización de la marca Granada, GRX Cadioprotegida y Plataforma de Contenidos OTT/GRX TV.

El decreto de alcaldía que anunciaba la delegación de cometidos a Salvador especificaba en su segundo punto la dotación de medios para el desempeño de sus funciones, para lo que puede contar “con medios materiales y personales suficientes, en concreto con un local destinado al efecto y dos empleados municipales, así como del crédito correspondiente, a cuyo efecto deben adoptarse las medidas organizativas y presupuestarias pertinentes por la Áreas competentes”.

El local que apunta este decreto, pero que aún no se ha designado, suscita el interés del resto de concejales del Ayuntamiento de Granada y sirve como argumento de los partidos de la oposición para cuestionar la fecha del pacto Salvador-Cuenca y alguno de los últimos movimientos que el exalcalde realizó durante su mandato.

Se trata de un decreto de urgencia que enlaza con este asunto, el último que firmó Luis Salvador durante su mandato y no por ello, exento de polémica. El exedil de Ciudadanos presentó el decreto el miércoles 30 de junio por la tarde, aunque no lo comunicó al personal de la Agencia Albaicín hasta el día siguiente, momentos antes de reunir a los medios para anunciar su renuncia como alcalde de la ciudad, la cual sería efectiva en el pleno de puesta en conocimiento del día siguiente, el viernes 2 de julio.

El propósito del decreto era el de trasladar la ubicación de la Agencia Albaicín desde su actual localización en la calle Horno de San Matías, hasta la Casa de Zafra, en la calle Portería Concepción. Este es lugar, sin embargo, es la sede oficial de la Agencia Albaicín y así aparece en su propia página web. Además, es uno de los puntos del argumentario del decreto para realizar dicha mudanza.

Mediante este decreto, que entraba en vigor el mismo día 1 de julio, se instaba al director de la agencia a su inmediato cumplimiento y a valerse de la ayuda de del Área de Organización para realizar la mudanza. También se informaba a la directora general de Personal, Servicios Generales y Organización para su conocimiento y efectos oportunos.

Así las cosas, si tenemos en cuenta estos puntos, el decreto de cambio de ubicación de la Agencia Albaicín y de su personal a Casa de Zafra llevado a cabo con carácter de urgencia y, por otro lado, la necesidad de un local por parte de Luis Salvador y su equipo para desempeñar sus funciones, se lee entre líneas una intención existente -desde el día 30 de junio- de dejar un espacio vacío en las dependencias municipales de la Calle Horno de San Matías.

Después de un mes desde que se emitiera este decreto y sin saber muy bien en qué estado se encuentra, Elisa Cabrerizo preguntó por él en el pasado pleno. La respuesta en primera instancia por parte del concejal de Participación Ciudadana, Eduardo Castillo, fue escueta: “Ahora mismo se encuentra suspenso”.

Sin embargo, en el segundo turno, la edil de UP solicitó su reprobación total y expuso que ese decreto era dudoso de forma puesto que “le faltaban algunos requisitos mínimos como informe de junta de personal, el informe de riesgos laborales, la comunicación previa al personal y, sobre todo, la fundamentación de la urgencia”.

Y es que la Casa de Zafra, sede que reza como la oficial de la Agencia Albaicín, no es apta para el desempeño de funciones, según un informe de riesgos laborales emitido en 2019, que habla de una no idoneidad climática para trabajar allí, con temperaturas muy elevadas y humedad excesiva; la falta de un sistema de climatización; la falta de servicio higiénico; falta de espacios accesibles y de despachos para las funciones propias que desempeñe el personal de la Agencia Albaicín.

Según Elisa Cabrerizo, “este decreto afecta seriamente al personal del Ayuntamiento, que ha sido tratado sin ninguna consideración”. Además, la edil de UP señaló que “la Agencia Albaicín ya tiene un espacio digno para su trabajo y la delegación de proyectos estratégicos y sus tres personas que van a trabajar en ella necesitarán otro local, pero más pequeño que el de la Agencia Albaicín, porque lo necesitan para siete personas, más el personal contratado a través del programa Aire, más las personas becarias”.

En palabras de Cabrerizo, “el Ayuntamiento de Granada tiene espacios vacíos y no hay que ponerse en la tesitura de desvestir a un santo para vestir a otro, porque puede dar la sensación de que estamos atentando contra la dignidad del trabajo del personal de este Ayuntamiento para pagar favores”. En este sentido, la concejal de UP solicitó la convocatoria del consejo rector de la agencia y la revocación total de ese decreto.

Según fuentes cercanas al Ayuntamiento, la intención de Luis Salvador es la de ocupar las instalaciones de la calle Horno de San Matías para su delegación. Sin embargo, la Casa de Zafra no ha sido modificada desde el año 2019, cuando se emitió el informe, por lo que hay varios factores en contra para poder desplazar al personal de la Agencia Albaicín desde Horno de San Matías hasta Portería de la Concepción.

Actualmente la Agencia Albaicín alberga a 14 personas: el personal habitual compuesto por siete miembros, junto con los empleados por el plan Aire y los becarios y están instalados en la tercera planta de Horno de San Matías, 4, donde hay espacio suficiente y cuentan con tres despachos para el desempeño de sus funciones.  A su vez, el director de la agencia se encuentra en la primera planta del edificio, en un despacho de gran tamaño, con espacio suficiente para que trabajen tres personas, que dispone incluso de dos divisiones, una específica e individualizada para las labores del director.

Estas fuentes cercanas al Ayuntamiento de Granada apuntan a la posibilidad de que Luis Salvador busque ocupar las instalaciones de la primera planta, donde realiza sus labores el director de la Agencia Albaicín, al que habría que desplazar.

Con este panorama, y con las palabras de Eduardo Castillo de hacer cualquier movimiento “con el aval y cumpliendo con todas las normativas de seguridad y transparencia y, si no se cumplen, no se va a realizar ningún traslado”, la búsqueda de un local para Luis Salvador sigue sin cerrarse, aunque, por el momento, se debate entre Horno de San Matías y Casa de Zafra.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Campos obligatorios señalizados con un *
Tu dirección de email no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.