PRENSA: Pacto por el Albaicín

El Ayuntamiento y el Patronato de la Alhambra firman un protocolo de colaboración que supondrá una inversión de 8 millones para los próximos tres años

Leer en Granada Hoy, 25-03-2017

La Alhambra y el Ayuntamiento preparan una inyección de adrenalina al Albaicín, una dosis de ocho millones de euros que se aplicará en un periodo de tres años. El protocolo firmado ayer por la consejera de Cultura, Rosa Aguilar, y el alcalde de Granada, Paco Cuenca, supone una inversión de 5 millones de euros por parte del Patronato del monumento en rehabilitar edificios de época nazarí y en recuperar el margen izquierdo del río Darro, mientras que el Consistorio pondrá sobre la mesa tres millones en luchar contar la lacra de los grafitis o la limpieza y mantenimiento de los aljibes. La mayoría de las propuestas ya se habían avanzado de manera separada, en algún caso hace años, aunque ahora se unifican en un proyecto común para que el Albaicín y la Alhambra no vivan de espaldas uno del otro. De todas las actuaciones sólo cuenta con un presupuesto asignado la rehabilitación del Maristán, con cerca de 800.000 euros para rescatar de la ruina al único hospital que se conoce de época hispanomusulmana en Al-Ándalus. “Con este acuerdo ponemos la mirada en el futuro del Albaicín de cara a multiplicar las oportunidades para quienes viven cada día en este barrio”, señaló Aguilar en la presentación del protocolo en El Bañuelo, un documento que tiene un plazo de tres años, aunque no se descarte que se amplía en sucesivos convenios. “Es un acuerdo histórico que permite establecer un marco de entendimiento entre instituciones, algo tan necesario como la relación entre el Albaicín y la Alhambra”, apuntó por su parte Paco Cuenca.

Una de las actuaciones concretas es un proyecto que el director de la Alhambra, Reynaldo Fernández, avanzó hace un año con la recuperación del margen izquierdo del Darro, desde el puente del Río Chico hasta el de las Chirimías. La primera fase arqueológica del proyecto ya ha comenzado y los expertos se encuentran realizando los primeros trabajos en el Paseo de Romayla. En este contexto se pretende dar una salida a un actor secundario de este espacio, el Hotel Reuma, para lo que se abrirá un proceso de consulta para conocer la opinión de los vecinos a la hora de recuperar un edificio en el que se estudia ubicar un centro de interpretación del monumento. Rosa Aguilar adelantó la intervención en los espacios adscritos a la Alhambra que se incluyen en la Dobla de Oro, como el Corral del Carbón, Bañuelo, Casa Morisca, Horno de Oro y Palacio de Dar al-Horra.

El protocolo para que el Albaicín recupere el pulso incluye la adscripción a la Alhambra de los Baños Hernando de Zafra, en la calle Elvira, que todavía son propiedad de la Junta de Andalucía y que “serán restaurados próximamente. “La Alhambra se compromete con Granada, que es su ciudad”, apostilló Aguilar, que estuvo acompañada en la presentación por Sandra García, delegada del Gobierno andaluz, y que adelantó que el compromiso no se queda en los 5 millones comprometidos, sino que con posterioridad se aportará el dinero necesario para culminar estas actuaciones.

Por su parte, Paco Cuenca destacó que con este convenio se plasma en dinero una apuesta decidida por un barrio y un patrimonio que va a permitir dar un “salto fundamental” en cuanto al modelo de “respeto” y “conservación del barrio”.

En esta primera fase de una colaboración que “debería dar lugar a la firma de otros protocolos de trabajo”, el Ayuntamiento se compromete a realizar acciones muy concretas como el compromiso con la limpieza y mantenimiento de los aljibes del Albaicín “que son una joya de nuestro patrimonio”. Cuenca defendió el “compromiso” del Ayuntamiento ante la lacra de pintadas que sufre el barrio, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. “Hay un plan muy concreto para la eliminación de los grafitis y en los próximos meses se instalarán cámaras de videovigilancia en distintas zonas aprobadas en el marco jurídico”, señaló Cuenca sobre un proyecto que cuenta con el beneplácito del TSJA y que estaba a la espera de la aprobación de una ordenanza reguladora que extendería el proyecto a otras zonas monumentales de la ciudad. El alcalde avanzó un plan para la puesta en valor de los cármenes del Albaicín, partiendo de un estudio previo “antes de tomar las accione necesarias para la puesta en valor de estos edificios”. Además, también existe un proyecto que abre una nueva vía de conexión entre la Alhambra y el Albaicín en torno al parque del Granaíllo.

El alcalde también hizo mención a la iniciativa de iluminar artísticamente de toda la Carrera del Darro, con Santa Ana y San Pedro como ejes de la intervención en la que se contará con la colaboración de la Fundación Endesa. Este proyecto se firmó el pasado mes de diciembre, aunque los primeros pasos datan de 2014, y supondrá la iluminación de once monumentos entre los que se encuentran la bóveda del Darro, la Iglesia de Santa Ana, el Puente Cabrera, el Puente Espinosa, la Puerta de los Tableros, la Iglesia de San Pedro y San Pablo, el Puente de las Chirimías, el muro junto al puente de las Chirimías, el Muro Hotel Reúma, la Salida Acequia y el Puente del Rey Chico. Ahora, todas estas propuestas se agrupan en el protocolo para que el barrio vuelva a tomar impulso.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Campos obligatorios señalizados con un *
Tu dirección de email no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>