Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Campos obligatorios señalizados con un *
Tu dirección de email no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Un comentario

  • Jan-Hendrik Opdenhoff

    Los grafitis en el barrio son una lacra. Hay un vecino que se dedica a sobrepintar grafitis, lo cual es muy loable. Sin embargo, hay algunas casas (como la mía) que están encaladas. Si en este caso se sobrepinta con pintura plástica ya sí es prácticamente imposible quitar el siguiente grafiti. En las casas encaladas, los grafitis se quitan en cuestión de segundos, con un cepillo metálico y sobrepintando con cal que no cuesta nada. Así que, POR FAVOR, NO SOBREPINTÁIS MI CASA, EL CARMEN DE SAN FERNANDO, PLACETA DE NEVOT Y ALGIBE DE TRILLO CON PINTURA PLÁSTICA. Yo siempre intento quitar los grafitis cuanto antes, pero si hay pintura plástica NO SE PUEDE QUITAR… Gracias

    8 abril, 2018 at 15:33 Reply