Carmen de Torres Molina, víctima de la desidia permanente

Ayer domingo 12 de febrero unos vecinos se encontraron con el portón del Carmen conocido como de Torres Molina (Carmen de la Purificación) caído y destrozado. Parece que ocurrió durante la mañana. No sabemos las causas pero quizás lo echaron abajo queriendo, pues a principios de la semana un vecino y socio nos mostró fotos en la que se apreciaban destrozos en los cuarterones en el entorno de la cerradura.

Una vecina alertó a la policía nacional, que acudió pero no pudo hacer nada por no existir denuncia por parte de la propiedad. Sabemos que gente del barrio llamó a los dueños para alertarles de la situación.
La vecina anónima, esperando la llegada de los propietarios, mantuvo guardia en la puerta durante dos horas, echando a la gente que vio entrar y disuadiendo a turistas y curiosos que pretendían hacer lo mismo. Desde aquí quisiéramos darle las gracias. Que sepamos, los propietarios nunca llegaron. Y, de hecho, hoy lunes 13 de febrero, el portón ha seguido caído hasta bien entrado el día, pues no ha sido hasta la tarde cuando han re-colocado la puerta, según nos comentan algunos vecinos. 
Es importante recordar el largo historial de entradas y ocupaciones que tiene este carmen abandonado (existen abundantes muestras de ello a lo largo de la propia tapia de la calle Limón), y la inquietud general que existe en el barrio ante la ocupación de edificios y espacios ruinosos. 
También debemos recordar que este carmen ha sido objeto de numerosas reclamaciones vecinales (VER) por su falta de mantenimiento y por el reiterado incumplimiento de su deber de conservación, por lo que supone como agravio comparativo hacia los demás vecinos que sí lo cumplimos y por tratarse de un carmen con unos jardines de bastante valor patrimonial (VER).
Desde aquí pedimos a los propietarios que, de una vez por todas, asuman sus responsabilidades y mantengan este bien en un estado digno.
Y exigimos que el ayuntamiento tome cartas en asunto, también de una vez por todas, y abra los procedimientos administrativos necesarios para obligar a la adecuada conservación de este bien en su totalidad. Recordamos que la administración es la que debe velar por que se cumpla el deber de conservación por parte de los propietarios y de que existen mecanismos reglados para actuar si éstos incumplen con sus obligaciones.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Campos obligatorios señalizados con un *
Tu dirección de email no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>